Presentación de Demiurgus 2020. Mi experiencia

Ayer, día 30 de enero, presenté de nuevo Demiurgus en la librería Libros de Arena, de Madrid.

No me voy a extender demasiado. La editorial Tandaia me organizó una nueva presentación de mi novela “Demiurgus” en la librería Libros de Arena, de Madrid, y allí estuvimos, con la noche cerniéndose sobre la gran ciudad. El encuentro de ayer fue muy íntimo y estuvimos todos a gusto, lo pasamos bien, charlamos un buen rato sobre literatura y sobre mi libro, y mis proyectos actuales y futuros. El librero, un tipo encantador; seguro que le hubiera gustado vender más libros, pero no se le notó. El barrio, muy accesible. Y la librería, un buen lugar para este tipo de eventos.

Doy gracias a todos los que asistieron, que fueron pocos pero muy bien avenidos. Gracias a mi buen amigo Caldas, que siempre me apoya en todas mis aventuras, a Gema, a Patricia, a Antonio Caperos (visita especial para mi padre), a Mercedes y a José Ángel. Gracias a todos ellos por acompañarme un ratito y por estar a mi lado. Y gracias también a todos los demás que hubieran querido estar pero no pudieron, especialmente a mi familia.

José Ángel me invitó a una mesa redonda sobre ciencia-ficción en febrero, pero no me veo capacitado para debatir con otros más expertos que yo. Yo solo cuento historias. Ni siquiera sé lo que otros escriben. Eso queda para quienes saben más que yo. Desde aquí le agradezco su atención y le deseo todo el éxito posible. Él ya sabe que si me necesita para algún otro evento en el que yo pueda participar, allí estaré.

No voy a contar más porque no da para más. Sencillez y amistad, con la excusa de un libro. Y a seguir viviendo, que es lo importante. Me hubiera gustado que fuera más gente, pero unos no pueden y a otros no les gustan este tipo de eventos. Lo comprendo. Estoy muy contento de tener el apoyo de mucha gente, especialmente de los que más me quieren.

Algún día echaremos la vista atrás y nos alegraremos de todas las cosas, y diremos “¡qué felices éramos, y no lo sabíamos!”.

Si algún día tengo mucho éxito y me convierto en el escritor que quiero ser, no me voy a olvidar de quien me apoyó cuando no era nadie.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s